Política

16 Abr 2015
Política | Por: Carlos Alejandro Morales

Votar no es el final de la tarea

Para que este país salga adelante no es solo de delegar y esperar que otros hagan,  es un trabajo en equipo, en el cual todos estamos involucrados.

A pesar de que ya van varias semanas de que como ciudadanos muchos de nosotros acudimos a ejercer nuestro derecho al sufragio a fin de participar con la democracia de nuestro país, el tema de las elecciones parece no llegar pronto a su final. Sin embargo, con una buena parte de las personas confirmadas que ocuparán los cargos de diputados, tanto de la Asamblea Legislativa, el Parlacen así como los nuevos alcaldes municipales es justo que como población no nos durmamos sobre en nuestros laureles.

La campaña fue larga y para muchos nos pareció interminable. Muchos nos pedían que obedeciéramos como ovejas sin pensar mayor cosa y otros nos solicitaron un poco de razonamiento al momento de darles nuestra confianza. Lo ideal hubiese sido atender al razonamiento y no al fanatismo; tristemente las opciones para una renovación eran limitadas y muchos anteponen la costumbre a la razón y es por eso que al tener algunos resultados no pude más que sorprenderme al ver rostros que llevan no años sino décadas prácticamente ocupando su curul. Esta última situación tristemente ya no puede ser cambiada, teníamos una oportunidad que no todos quisieron aprovechar, pero sinceramente considero que no todo está perdido, porque los que quedaron, y los que aún se mantienen, llegaron ahí gracias al apoyo de muchos y por esa razón ante las diversas situaciones adversas que vive el momento justo para exigirles es ahora.

Sabemos que se vienen noticias de viajes, bonos, préstamos, leyes por aprobar, además de un sinfín de reclamos que acompañan a estas acciones y para cada una de esas situaciones los salvadoreños, todos, nos merecemos un “porqué”, una razón bien argumentada que nos diga en qué serán utilizados los fondos de los préstamos que nosotros terminaremos pagando con nuestros impuestos. ¿Cuál es el beneficio real de que cualquier diputado o comisión se vaya de viaje usando viáticos sacados de la población? ¿Cómo podemos llevar un control de las promesas hechas en campaña? ¿Por qué aprobaron una ley y por qué rechazaron otra? Es decir, si a un juez se le pide que razone su veredicto, ¿por qué no tenemos como población el derecho de conocer las razones que llevaron a los legisladores a tomar determinada decisión que al final de cuentas no afecta a todos?

Ya basta de ser simples observadores y ver como poco a poco nuestro país es llevado al caos por rivalidades ideológicas; ya basta de ser una población dividida, y como lo he dicho en ocasiones anteriores, ya basta de rebajar la política al nivel de un partido de fútbol o cualquier deporte que genere polémica o división que al final no trae ni un beneficio real a una población que necesita acciones y respuestas reales para los problemas que día a día el ciudadano común afronta.

Para que este país salga adelante no es solo de delegar y esperar que otros hagan,  es un trabajo en equipo, en el cual todos estamos involucrados. Significa estar pendientes y exigirles que cumplan sus promesas, porque a cambio de nuestra confianza, eso es lo menos que nos merecemos.

 

22 Ago 2018
Una confesión que no extraña a nadie
Política | Por: Karen López

Una confesión que no extraña a nadie

5 Jul 2018
El Maniqueísmo Político
Política | Por: Juan Carlos Menjívar

El Maniqueísmo Político

29 Jun 2018
¿Y qué corona tiene Nuevas Ideas?
Política | Por: Juan Carlos Méndez

¿Y qué corona tiene Nuevas Ideas?

4 Jun 2018
Noveno año de Gobierno del FMLN
Política | Por: Mario Hernández Villatoro

Noveno año de Gobierno del FMLN