Política

26 Sep 2013
Política | Por: Luis Trejo

¿Votar con DUI vencido?

Hablar sobre fraude antes, durante o después de unos comicios es una discusión que está presente en cualquier proceso de votación. Es por ello que el fraude es un concepto que permanece en la mente de todos los partidos políticos, candidatos a cargos de elección popular y observadores electorales nacionales e internacionales. Además, es un término que cabe muy bien en cualquier Estado con una democracia aún en desarrollo como la de El Salvador.

A finales de agosto, varios legisladores estudiaron la posibilidad de votar con el Documento Único de Identidad (DUI) vencido. Algunas de las argumentaciones que dieron partidos como ARENA y GANA fueron la falta de recursos económicos por parte de algunos ciudadanos para la renovación del documento, la cual tiene un costo de 10.31 dólares. De inmediato, la bancada del FMLN se opuso y aseguró que avalar la votación con el DU vencido se prestaría para un fraude electoral. Pero más que un fraude electoral, permitir ese tipo de medidas se convierte en una violación a los estatutos legales y electorales que exigen la debida identificación del votante.

De acuerdo con datos actualizados del Registro Nacional de las Personas Naturales (RNPN), hasta el 19 de septiembre eran 564 mil 387 los ciudadanos que no habían renovado su documento. Por lo tanto, son más de medio millón de votos los que están en juego y que, sin lugar a dudas, marcarían una diferencia en los resultados electorales de 2014.

Desde mi punto de vista, permitir unas votaciones con el DUI vencido atenta contra la transparencia y confiabilidad en los resultados, pues su renovación implica tomar en cuenta que algunas personas ya fallecieron, otras han perdido sus derechos civiles, y para quienes han sido beneficiados con el voto residencial, podrían presentar inconvenientes con sus centros de votación.

Una de las mayores preocupaciones al autorizar votar con el documento expirado, es que el Estado también podría ser demandado por DOCUSAL, empresa emisora del DUI, como ya lo han hecho ver representantes del RNPN. En el 2006, para las elecciones municipales y legislativas de ese año, dicha institución interpuso una demanda por incumplimiento de contrato cuando la Asamblea Legislativa amplió el plazo para renovar el documento, por lo que la historia podría repetirse.

Por esta razón es que algunos legisladores, el mismo RNPN y la empresa emisora del DUI ven como mejor opción subsidiar la renovación de los documentos.  Este subsidio podría costar al gobierno, según datos del RNPN, más de 5,8 millones de dólares, pero hay más seguridad de garantizar un proceso fiable y transparente. Sin embargo, a la larga y visto más en profundidad, subsidiar los documentos generará un gasto que evitará una nueva demanda y que el proceso electoral no esté en la mira de todos.

Votar con el DUI vencido no es la mejor opción ni el mecanismo que garantice la verdadera transparencia y legalidad. Aparte de violar las normas del Código Electoral, también incurre en la contradicción de que la vigencia del documento certifica que un ciudadano aún está en pleno goce de sus derechos como tal. Por lo tanto, esperemos que los legisladores, las instituciones involucradas e interesadas y, sobre todo, los salvadoreños que deben renovar su documento, analicen de la mejor manera las vías posibles y opten por la de menos confrontación, problemática y más beneficiosa para los desarrollos democráticos del país, en especial para las elecciones del próximo año, que ya se encuentran en proceso y con las cuales se marcará un nuevo precedente en la historia democrática de El Salvador.

 

12 Abr 2017
Ya huele a elecciones
Política | Por: Juan Carlos Méndez

Ya huele a elecciones

3 Mar 2017
El Salvador: “Si nos dormimos, los de arriba se despiertan”
Política | Por: Mateo Villaherrera

El Salvador: “Si nos dormimos, los de arriba se despiertan”

27 Feb 2017
No es la polarización, es desatender la política
Política | Por: Juan Carlos Méndez

No es la polarización, es desatender la política

30 Ene 2017
¿Será posible un diálogo con pandillas?
Política | Por: Juan Carlos Méndez

¿Será posible un diálogo con pandillas?