Política

23 Sep 2014
Política | Por: Gloria Cabrera

La Papa Caliente

Aparentemente esta campaña no nos depara nada nuevo. Los ataques ya empezaron y los candidatos han comenzado a sacarse los trapitos sucios.

Realmente es tan indignante ver cómo los candidatos siguen utilizando estas viejas prácticas que nada bueno le dejan a la sociedad, más que seguirles enfermando la cabeza y el corazón. Los insultos, difamaciones y acusaciones vuelven a ser el pan diario en los periódicos y principales notas en la televisión. Los candidatos deberían en vez de difamar o acusar -que estoy segura todos tienen una factura pendiente por ahí- proponer ideas, mostrar un plan concreto de trabajo y no convertir a las instituciones públicas en algo muy similar a un mercado con tanto chisme.

Leí por ahí en una red social que una persona se quejaba de cómo los mismos candidatos parecieran jugar a la papa caliente: que si los 20 años de Arena, que si los cinco del FMLN… Cuando es el momento de formar una unión con un solo fin. Definitivamente es algo que parece muy lejano, pues como en repetidas ocasiones hemos mencionado, los políticos son tan individualistas, egoístas y egocéntricos que dar su brazo a torcer y aceptar que el partido contrario tiene una buena idea que debería ponerse en práctica, es una aberración y una falta de lealtad a su partido –no al pueblo, porque parece que a este es al último al que les importa no decepcionar- a excepción, por supuesto, cuando se trata de aprobar un aumento de salario.

Creo que esta es la oportunidad perfecta para los candidatos de demostrar que realmente la luz del cambio no viene de una pequeña vela. Como muestra de su buena voluntad es evitarse una campaña negra donde no solo se ven afectados ellos mismo, sino también sus familiares. Es el momento de hacer un cambio en la manera de hacer campaña, una menos prejuiciosa, menos difamadora y más propositiva. Al final es lo que los salvadoreños necesitamos: soluciones.

Por eso, en el mes de la independencia les pido a los candidatos que como muestra de su buena voluntad sea dar pasos firmes hacia el futuro en democracia. Esta vez no usemos problemas personales, errores cometidos y vendamos propuestas, planes de trabajo, planes de seguridad civil y jurídica para poder atraer más inversión, creación de empleos, programas sociales realmente enfocados. Sean leales a su patria, a su pueblo –ya ven que de partido se cambian muchos- a los ideales que pretenden defender al momento de una discusión.

Así, mi petición al pueblo es independizarnos de resentimientos y prejuicios. Que no nos nublen peleas que no nos pertenecen; votemos por las personas no por las banderas; votemos por las propuestas y el trabajo realizado, y al que no lo ha realizado pues ya despídalo. No permita que ellos sí se aprovechen y sigan comiendo del pueblo. Recuerde, y no me canso de decirlo, ellos son empleados y están aquí para servirle a usted, para garantizarle su bienestar, representarlo y ser su voz. Si usted cree que no hacen un buen trabajo, pues llegó el momento de darle el puesto a otros.

 

12 Abr 2017
Ya huele a elecciones
Política | Por: Juan Carlos Méndez

Ya huele a elecciones

3 Mar 2017
El Salvador: “Si nos dormimos, los de arriba se despiertan”
Política | Por: Mateo Villaherrera

El Salvador: “Si nos dormimos, los de arriba se despiertan”

27 Feb 2017
No es la polarización, es desatender la política
Política | Por: Juan Carlos Méndez

No es la polarización, es desatender la política

30 Ene 2017
¿Será posible un diálogo con pandillas?
Política | Por: Juan Carlos Méndez

¿Será posible un diálogo con pandillas?