Política

7 Abr 2015
Política | Por: Juan Carlos Méndez

El país de la “libertad”

Una sociedad irresponsable jamás entenderá el significado de la libertad, porque la libertad requiere responsabilidad, y no todos estamos dispuestos a asumirla.

En nuestro país ya se está haciendo costumbre, y de una forma bien graciosa, resolver casos que atentan contra la justicia. En lo personal, me llamó la atención lo que escribió un día un tuitero: “Pastor libre, amañadores libres, feminicidas libres, expresidentes libres, violadores de DD.HH. libres… Somos un país libre”.  Para nadie es un secreto, pues hemos visto cómo es que la justicia se aplica de manera distinta para unos y para otros, por lo que fácilmente llegamos a la reflexión de que no es que tengamos un problema con las leyes del país, sino de aplicabilidad de ley.

Recientemente el pastor Carlos Rivas, quien no solo es el líder de una importante iglesia cristiana evangélica del país sino también es miembro del Concejo Nacional de Seguridad, fue acusado de infidelidad y de maltrato hacia la mujer. Para justificar una acción machista e inmoral, el abogado defensor del pastor dijo que el hecho se trataba de una “infidelidad responsable”. Pensemos lo siguiente: ¿cómo un pastor, líder religioso, puede salir libre bajo una fianza de 5 mil dólares por golpear a un mujer –que no es su esposa-  y ser infiel a su familia? Es decir, 5 mil dólares vale golpear a una mujer y ser un “infiel responsable”.

También el caso de los jugadores de la selección de fútbol, que salieron libres de toda culpa debido a que nuestra ley no contempla el amaño de los partidos cuando ellos mismos confesaron que les dieron dinero por perder. Como salvadoreños les habíamos dado la confianza y el apoyo para representar en la cancha a nuestro país, más lo que hicieron fue un irrespeto a la bandera nacional y a la afición que les daba el apoyo. Ahora que están libres, la afición y los medios les debemos las disculpas por decirles que se vendieron aunque hayan admitido que fue verdad.

El caso de Francisco Flores, expresidente de la República, que está siendo procesado por desvío de fondos públicos, y encontrándose cómodamente en su casa con detención provisional. No es el hecho de que esté preso, sino de cómo la justicia tiene sus “favoritos” para aplicar la ley. ¿Por qué al que se le acusó se robar 10 dólares sí se va a bartolinas y al que se acusa de millones está en su casa?

Similar a estos casos podemos mencionar al abogado Nelson García, a quien se le encontraron pruebas de que drogaba a mujeres y les hacía grabaciones de tipo pornográfico; al diputado Rodrigo Samayoa que golpeó a su esposa, y luego, cuando iba a enfrentar juicio, se justificó con una enfermedad y fue a pasar tratamiento a Estados Unidos, regresó y pagó fianza por el delito y de paso cobró su salario como diputado mientras estaba fuera; recordar la red de prostitución que estaba al servicio de presentadores de televisión y partidos políticos, y que poco o nada se hizo por seguir investigando el caso.

Más historias podríamos enumerar pero lo que llama la atención de estos casos es que algo tienen en común: la libertad que hoy gozan por haber cometido actos que atentan contra otros, como violaciones, maltrato físico, engaño, corrupción. A diario la libertad es un chiste, y la justicia un juego de ajedrez.

Carlos Rivas seguirá siendo pastor, los amañadores seguirán jugando, Nelson García sigue como abogado, y así los demás con su vida casi normal. Dos cosas son problema: el favoritismo con que se aplica la ley, y una sociedad irresponsable de sus actos. Una sociedad irresponsable jamás entenderá el significado de la libertad, porque la libertad requiere responsabilidad, y no todos estamos dispuestos a asumirla.

22 Ago 2018
Una confesión que no extraña a nadie
Política | Por: Karen López

Una confesión que no extraña a nadie

5 Jul 2018
El Maniqueísmo Político
Política | Por: Juan Carlos Menjívar

El Maniqueísmo Político

29 Jun 2018
¿Y qué corona tiene Nuevas Ideas?
Política | Por: Juan Carlos Méndez

¿Y qué corona tiene Nuevas Ideas?

4 Jun 2018
Noveno año de Gobierno del FMLN
Política | Por: Mario Hernández Villatoro

Noveno año de Gobierno del FMLN