Política

8 Sep 2014
Política | Por: Andy Failer

Cien días de críticas

No vivamos aislados de la política. Convirtámonos en actores que exigen saber hacia dónde nos quiere llevar el gobierno.

Muchos habrán tenido la oportunidad de leer la novela de Gabriel García Márquez “Cien años de soledad”. En dicha novela, el autor hace referencia a una peste del olvido causada por el insomnio (este es el único detalle de la novela que deseo insertar en esta columna). Al parecer dicha peste ha enfermado a nuestro presidente, Sánchez Cerén.

“Habrá medidas inmediatas de seguridad para los primeros 100 días” aseguró Sánchez Cerén en una entrevista para La Prensa Gráfica. Solo el pasado mes de agosto, Medicina Legal reportó 11 homicidios diarios, esto quiere decir que la promesa de nuestro presidente fue infectada por la peste del olvido.

“Yo creo que ellos se han tapado como los burros, aquellos burros que se ponen ojeras, y dicen: este es mi camino, el camino de la desesperanza”, afirmó Sánchez Cerén en el marco del lanzamiento de un plan de agricultura urbana, refiriéndose a la Asociación Nacional de la Empresa Privada (ANEP). En este caso, la peste le hizo olvidar el famoso diálogo de armonía que él prometió en campaña electoral.

Podría mencionar más citas de nuestro presidente, pero no me alcanzaría el espacio de esta columna. Pero regresemos a la novela de Gabo. La pérdida de la memoria obliga a sus habitantes a crear un mecanismo para recordar las cosas, empezaron a etiquetar todos los objetos para recordar sus nombres; pero este método empieza a fallar cuando las personas también olvidan cómo leer. Les expongo lo anterior en dos puntos.

1. Etiquetemos las promesas
Debemos ponerle etiqueta a cada promesa, no solo a las de Sánchez Cerén, también a las que se avecinan para esta futura campaña política previa a elecciones de 2015. Estas etiquetas nos ayudarán a identificar cada acción no cumplida, cada acción contradictoria ante las promesas que normalmente llegamos a olvidar.

2. No olvidemos leer nuestras etiquetas
Que la peste del olvido que afecta a nuestros políticos, a nuestro presidente, no nos afecte a nosotros. No olvidemos las promesas que nos hicieron, no olvidemos por qué motivo dimos nuestro voto. Más que nada, los jóvenes debemos ser más críticos ante este sistema político que tantas fallas posee.

No existen señales que indiquen una reactivación de la economía de nuestro país o mejoras de la seguridad pública. Es claro que esto no se puede hacer en 100 días, pero al menos ya hubiésemos visto intentos por ayudar a esta sociedad que cada día se sumerge más en un mar de problemas donde las soluciones no pueden navegar.

Muchos pueden adjudicar la recién aprobada reforma tributaria como una acción para reactivar la economía de nuestro país, cuando dicha reforma viene a generar más costos a la ciudadanía. Que la peste del olvido no nos quite el conocimiento y la capacidad de análisis, reconozcamos las acciones que nos beneficien y las que nos llevan hacia atrás.

En la novela de Gabo, surge una bebida para restablecer la memoria; en nuestra situación, esa bebida no existe. No hay una bebida que le devuelva la memoria de golpe a nuestro presidente, pero nosotros con nuestras críticas y exigencias (algo que debemos ejecutar con mayor constancia) podemos devolverle la memoria o al menos lograr que la nuestra no se vea afectada por la peste. A diferencia de la novela, para nosotros nada esta predicho en pergaminos, aún podemos hacer una diferencia.

29 Nov 2016
Educación barata
Política | Por: Juan Carlos Méndez

Educación barata

14 Oct 2016
65 años de integración regional centroamericana
Política | Por: Fernando Colocho

65 años de integración regional centroamericana

25 Ago 2016
Elecciones internas en ARENA
Política | Por: Juan Carlos Méndez

Elecciones internas en ARENA

18 Ago 2016
¿Quién debe liderar ARENA?
Política | Por: Kevin Sánchez

¿Quién debe liderar ARENA?