Oportunidades

11 Dic 2012
Oportunidades | Por: Redacción

La primera impresión es la que cuenta

La imagen personal es nuestra carta de presentación en diferentes círculos de acción, en nuestra casa, con amigos, en el estudio, incluso si deseamos obtener un buen empleo. Es diferente lo que muchos jóvenes desean proyectar con su forma de ser o de vestir, a lo que otras personas aprecian de ellos. El detalle es encontrar una técnica precisa y efectiva para proyectar la imagen idónea y no necesariamente la deseada. Para ello, es necesario que conozcas los siguientes datos.

Sonia McRorey, reconocida asesora de imagen internacional paraguaya, afirma en su blog que para obtener un resultado positivo de quienes nos escuchan, el contenido de las palabras que transmitimos son las encargadas nada más del 7%.

En cambio, para lograr esta meta, el lenguaje no verbal acapara el 93% del que el 55% de la comunicación total se basa en lo que la gente ve y otro 38% en el tono de voz. Además afirma que el lenguaje corporal habla más alto que las palabras.

Así que ya puedes ir midiendo si ese 55% está a tu favor o en tu contra, sin descartar lógicamente el tono de tu voz.

Muy bien, si lo que deseas es precisamente causar una buena impresión en una empresa a la que estás aplicando, es bueno que consideres las siguientes recomendaciones:

Si te encuentras en una entrevista de empleo, tienes que estar consciente de que la mayoría del mensaje que transmitimos a nuestro entrevistador es no verbal. Tu vestuario, tu “modo” de hablar, tu actitud, entusiasmo medido y la confianza en ti mismo son elementos que te permitirán interactuar y comunicarte fluidamente con tu interlocutor.

En el mundo moderno, son cada vez más empresas y organizaciones, que establecen reglas de vestir y actuar, según las expectativas y reglamentos internos de cada institución. Esto implica un protocolo que debemos aprender al llegar, así que despreocúpate y sé honesto, no pretendas conocerlo todo, te aseguro que tu entrevistador lo entenderá, pues es preferible hacer ver que estás con toda la disposición de aprender y aportar con algo que no necesariamente se aprenderá en la empresa, un aspecto agradable y franco, independientemente del costo de tu traje.

Toma en cuenta también, que tu buena imagen no depende solamente del aspecto físico, intervienen en este abanico de gracias y talentos, nuestros valores, nuestro carácter y pensamiento. Pues no lograrías mayor resultado con una apariencia despampanante si tus valores morales y honestidad andan por el piso. Pero no te vayas al extremo confiando que por una connotada inteligencia, no habrá necesidad de cuidar tu imagen.

Los especialistas de JOVEN 360 dicen que los primeros cincos minutos de la entrevista son determinantes, pues bastan para que el entrevistador elabore una impresión general de ti, la cual podría mantenerse o reforzarse, según tu comportamiento posterior. Tu buena higiene, posturas naturales, actitud cortes, educación manifiesta, tono de voz adecuado y tu manera fluida de comunicarte ayudarán significativamente.

No solo debes lucir bien, debes sentirte a gusto con lo que usas, lo importante no es usar ropa de marca, sino que sea de tu talla. Además, viste en forma al empleo, tu ropa deberá acentuar tu personalidad, pero no te alejes del protocolo aceptado mundialmente, traje para los hombres y traje sastre para las mujeres.

Si eres puntual, ya ganaste media batalla, ya que con tu exactitud reflejas lo que todo empleador busca: Que estés ahí y a tiempo cuando se te necesite. Si llegas puntual es como meter un gol para proyectarte como alguien responsable.

El tono de tu voz también es importante, por lo que no deberás alzarlo desagradablemente pero tampoco hablar muy bajo. Ahora bien, tus gestos, son parte de tu imagen. Recuerda que tu lenguaje corporal es importante para darte a entender, pero sobre todo para ser convincente. Tu lenguaje corporal muestra cómo eres, pero no finjas para pretender ser diferente, solo adopta un lenguaje corporal adecuado y natural para cada situación.

Mira a los ojos a la otra persona, pero sin ser retador. Así demostrarás que estás interesado en la plática. El contacto visual durante la entrevista es ideal que domine un 80% según estadísticas internas de JOVEN 360 y Search.

No finjas al sonreír, tu sonrisa debe ser natural. Un ser humano siempre responde a una sonrisa con otra sonrisa. Esto te conecta con tu entrevistador en forma no verbal.

Camina erguido y con la cabeza alta, sin ser tieso ni fingido, esto te ayuda a mostrar confianza y seguridad. Estrecha la mano del entrevistador con firmeza, este apretón no debe ser flojo, es un signo de confianza y afecto. Pero no exageres.

Estas son algunas de las recomendaciones que el equipo de JOVEN 360 desea enfatizar al momento de ingresar al mundo laboral. Si no te va bien en la primera entrevista, corrige en la segunda, si en la segunda no te va mejor, perfecciona en la tercera. Estarás construyendo un experto en imagen, a la vez de que estarás descubriendo talentos de ti mismo que desconocías antes de la primera entrevista.

16 Ago 2017
Emprendedores y universitarios ¿Te interesaría saber cómo funciona la SAE en la ESEN?
Oportunidades | Por: Redacción

Emprendedores y universitarios ¿Te interesaría saber cómo funciona la SAE en la ESEN?

11 Ago 2017
Disfrutá de estos 9 nuevos espectáculos ¡Viví el teatro!
Oportunidades | Por: Redacción

Disfrutá de estos 9 nuevos espectáculos ¡Viví el teatro!

10 Ago 2017
Escuchá buena música y ayuda a los perros de la calle, ¡colaborá a esta buena causa!
Oportunidades | Por: Redacción

Escuchá buena música y ayuda a los perros de la calle, ¡colaborá a esta buena causa!

9 Ago 2017
Este restaurante hará que viajés con los mejores sabores y estés libre de químicos
Oportunidades | Por: Redacción

Este restaurante hará que viajés con los mejores sabores y estés libre de químicos