Opinión

11 Feb 2014
Opinión | Por: Julio Saravia

Un llamado a los ausentes

El pasado dos de febrero se llevaron a cabo las tan esperadas elecciones presidenciales. Al final de la tarde lo que muchas encuestas y analistas indicaban se convertía en un hecho. Los resultados indicaban una segunda vuelta entre los partidos mayoritarios, ARENA y el FMLN. Del total de los votos, la izquierda obtuvo un 48.93%, ARENA un 38.96% y UNIDAD 11.44 %. Pero lo más importante y preocupante fue el alto porcentaje de ausentismo en los comicios presidenciales. Un 47% de los ciudadanos decidió no votar por ninguno de los candidatos y no asistió a las urnas.

El ausentismo más que una actitud de indiferencia es una actitud irresponsable hacia nuestra Patria. Los salvadoreños tenemos no solo el derecho sino la obligación de ejercer el sufragio y es una pena que existan personas indiferentes a este hecho.

Estoy consciente que una buena parte de esos ausentes no asistieron a votar debido al triste camino que ha tomado la política en nuestro país. Esta se ha visto como sinónimo de corrupción, donde encontramos gente ineficiente que solo busca beneficios propios. Por otro lado, hay otros a los cuales les disgusta el hecho de que tanto ARENA y el FMLN han sido irresponsables al poner candidatos y dirigentes sin preparación alguna. Y esta conducta de no votar era un símbolo de castigo a los partidos.

Otro porcentaje de los ausentes son nuestros hermanos salvadoreños que se encuentran en el exterior. Y a pesar de que no residen acá siempre tienen vínculos fuertes que los atan a nuestro país. Por eso es importante que ellos, ya sea desde allá o haciéndose presentes, se unan a esta fiesta cívica.

Sin embargo, no nos damos cuenta que esta actitud de rebeldía, de indiferencia o este intento de castigar a los partidos políticos al no ir a votar, a quien realmente afecta es a nosotros mismos, a nuestro país. A pesar de que ha sido una campaña electoral vacía, llena de populismo e insultos; entre ambos candidatos nosotros sabemos que existe el menos peor. Y ese candidato,  es a quien debemos de elegir.

Yo hago un llamado a todo aquel salvadoreño que se encuentra fuera del país o al que se abstuvo de votar, que vote en esta segunda vuelta. Reflexione, piense en el futuro de su país. Vote por El Salvador, por mejores oportunidades, por la libertad. Vote por el mejor plan de gobierno, por el menos peor. Si ninguno de los candidatos le convence piense quien tiene un mejor equipo, quien tendrá un mejor gobierno.

Si no vota por usted, vote por aquel hermano salvadoreño que aspira a tener una mejor calidad de vida. Vote por aquel salvadoreño que tiene el sueño de triunfar y superarse. Si tanto le desagrada un partido o candidato, tápese la nariz a la hora de votar, pero vote por el que le caiga menos mal.

Recuerde, todo aquel que no vota no tiene derecho a reclamar. Y si en realidad ninguna razón de estas lo convence, piense lo siguiente: esta segunda vuelta costará 25 millones de dólares, que valga la pena este gasto, vaya a votar. A fin de cuentas es usted quien está pagando.  

  • Marlon M

    Me había querido mantener al margen de opinar en estas elecciones pero lo voy a hacer pues ya me resultó cansino escuchar el mismo argumento entre los que están promoviendo ir a votar.

    No resulta, el ir a votar, “una actitud irresponsable hacia la patria”. Muchos promueven ir a votar aunque sea por el “menos peor”, pero ustedes lejos de ayudar a la patria, promueven y fomentan la cultura de la mediocridad. Las empresas exitosas, NUNCA se decantan para sus altos cargos directivos por “el menos peor”, todo lo contrario, son sumamente exigentes con sus criterios de elección, se busca la mejor opción para su proyecto empresarial.

    A nosotros (los que no hemos votado y posiblemente no lo volvamos a hacer este 9M) se nos está queriendo obligar, exigir y se nos coacciona a votar a costa de tratar de responsabilizarnos de las desgracias que le puedan ocurrir a este país si no vamos a elegir al menos peor.

    La verdad es que, entre elegir los parches que ofrece un partido y los parches que ofrece el otro, mejor resulta no elegir, básicamente porque los problemas seguirán ahí, los planes de gobierno fracasados y populistas que ofrecen las plataformas políticas actuales no son más que simples parches, en ese sentido, no hay ni que elegir, no hay opción este 9 de marzo, no se nos puede pedir ir a escoger de donde no hay nada que. Y peor aún se nos puede decir que vayamos a votar por el menos peor cuando las pocas buenas propuestas que tienen, las contradicen en sus discursos públicos, no hay coherencia, solo irresponsabilidad.

    Por último, quiero referirme a esa NEFASTA expresión que utilizas en tu artículo (repetida incontables ocasiones por los responsables de fomentar la mediocridad en el electorado, ustedes que nos exigen ir a votar) “todo aquel que no vota no tiene derecho a reclamar”, sepan ustedes que por no ir a votar no pierdo mi calidad de ciudadano e hijo de la República de El Salvador, por ende siempre tendré el derecho y la obligación de reclamar a los que trabajen con el Estado porque son mis representantes, son mis empleados, su poder emana de mi y la finalidad misma de sus empleos (y de sus salarios por ende) soy yo y los demás salvadoreños.

    Igualmente puedo reclamar a la sociedad, opinar y exigir, por favor, no sigamos alabando los parches-soluciones de nuestros políticos actuales, valemos más como para exigir tan poco, no ofendan nuestra inteligencia ni lo que valemos, se los ruego.

    • Eduardo

      Hola Marlon. Me parece que el mensaje detrás de esto es muy sencillo….no votar no cambia nada. Los políticos (de cualquiera que sea el partido) seguirán haciendo lo que les da la gana y haciendo mal uso de nuestros impuestos. Si uno quiere que esto cambie, en lugar de criticar y quejarse, la única forma de cambiarlo es involucrarse…así de sencillo! Esperar que de un día para otro los políticos a quien uno tanto critica cambiaran y se convertirán en personas responsables es una utopia.

      La pregunta es: Estas dispuesto a involucrarte para cambiar las cosas? Si no lo estas, no esperes que las cosas cambiaran y ten claro que siempre estarás inconforme. Como dijo Kennedy, no preguntes (en este caso esperes) que hará el país por ti sino que puedes hacer tu por tu país? Asimismo no hay que esperar que con ir a votar las cosas cambiaran, pero si hay que tener claro que es el 1er paso a dar para poder involucrarse y definitivamente lograr cambios.

      Saludos

  • ClaudiaRo

    ARENA no perdió por el abstencionismo, aunque uds lo repitan una y mil veces. ARENA perdió porque no convence.

  • Francis Reed

    ¿Cuál es su opinión acerca del voto nulo?

  • digolaverdadyque

    Yo ire a votar quiero a mi pais, quiero que mis nietos sean libres que crezcan en democracia es lo minimo que quiero para ellos. Voy a votar por Arena ahora y siempre, las elecciones pasadas vote por Mauricio Funes y fue el voto mas desperdiciado que he podido dar, no esta vez

27 Mar 2017
Poder de doble moral
Opinión | Por: Karen López

Poder de doble moral

24 Mar 2017
¿Cuánto nos cuesta la violencia en El Salvador?
Opinión | Por: Fabiola Alfaro

¿Cuánto nos cuesta la violencia en El Salvador?

21 Mar 2017
“Tierras” fuera del Sistema Solar
Opinión | Por: Verónica Ruiz

“Tierras” fuera del Sistema Solar

20 Mar 2017
Los medios frente a la violencia
Opinión | Por: Mateo Villaherrera

Los medios frente a la violencia