Opinión

18 Dic 2014
Opinión | Por: Gumercindo Ventura

Transparencia color horchata

Si las administraciones de Arena (incluso la de Funes) han hecho lo que han querido con nuestro dinero, mal haría la administración actual con seguir esos mismos pasos.

Niños en las calles, colegios mal equipados, hospitales sin equipo, personal mal entrenado, carreteras en mal estado. Las anteriores son solo algunas de las formas en la que se puede manifestar la corrupción gubernamental. Aunque disintamos en el rol que deba jugar el Estado en la vida de los ciudadanos, todos estamos de acuerdo en que los fondos públicos deben emplearse de una forma eficiente y transparente.

La corrupción es algo difícil de medir. A diferencia de otros índices más “objetivos” como el Producto Interno Bruto (PIB) o el salario promedio, la corrupción no obedece a una métrica exacta con la que podamos medir a simple vista. Transparencia.org se ha dado a la tarea de elaborar un Índice de Percepción de Corrupción (IPC), que va desde 0 (muy corrupto) hasta 100 (no hay corrupción); algo así como el “Ranking FIFA” de los países en cuanto a corrupción”. En el IPC de 2014, El Salvador figura con 39 puntos, 80 en el ranking. Estamos debajo de países como Cuba y Brasil.

A pesar de nuestra mediocridad con respecto a otros países, hay quienes arguyen que estamos mejor que antes. El secretario de participación ciudadana, transparencia y anticorrupción (qué titulo tan largo, ¿le cabrá en la tarjeta de presentación?), Marcos Rodríguez, asegura en Twitter que hoy se “reserva menos del 1 por ciento” de información pública. Curioso que en administraciones anteriores se “ocultaba” información. Hoy “ocultar” se llama “reservar”. ¿De dónde saca tal cifra?; escapa a las respuestas del señor Rodríguez.

Ahora, asumiendo que lo que señala el señor Rodríguez es cierto, pasar del 0 al 99 por ciento de información pública es una tarea loable. Tenemos la ventaja de que con la reciente Ley de Acceso a la Información Pública (LAIP) cualquier “mortal” puede acercarse y pedir cuentas de la ejecución de fondos presupuestados en diferentes oficinas públicas. Esta herramienta era prácticamente inexistente en las administraciones de Arena. Gracias a la tecnología y en gran parte al esfuerzo de Marcos Rodríguez ahora tenemos instrumentos para estar más vigilantes.

Con esto surge una pregunta muy importante. Está bien que ahora tengamos acceso a este 99 por ciento de información pública; ¿qué esconde ese 1 por ciento restante? Esto es como cuando vas a un doctor y te dice que estás bien porque tenés dos ojos, 20 dedos, temperatura normal, pero te oculta que posiblemente tenés un cuadro de cáncer avanzado. No es que tenga pruebas, porque no tengo acceso a documentos reservados, pero no me extrañaría que bajo ese 1 por ciento encontremos cosas que no huelen bien, pero nos explican mucho.

Más bien me parece que ese 99 por ciento es un espejismo, una transparencia color horchata. Si ingresamos en el “Ranking de Información” del portal de Gobierno Abierto podemos ver una lista muy bonita. En esta lista se han ordenado 76 instituciones públicas según su avance en apertura de información, sin embargo, no se explica bien en qué consiste la nota ni cómo se calcula. De las 76 instituciones solo tres reprobarían con una nota menor a 6.25; instituciones públicas tienen un 10 perfecto mientras 51 tienen nota mayor a nueve. Parece que el estudiante califica su propio examen con sus propios estándares, los cuales desconocemos.

Como contribuyentes tenemos derecho a exigir total transparencia. Venga de la administración que venga, la corrupción es intolerable. Si las administraciones de Arena (incluso la de Funes) han hecho lo que han querido con nuestro dinero, mal haría la administración actual con seguir esos mismos pasos. Quien sea que tenga las agallas para perseguir, incluso a corruptos dentro de su propio partido, ganaría un capital político importante. Como ciudadanos no debemos exigir menos.

 

7 Dic 2018
InSight: Revelando el corazón de Marte
Opinión | Por: Verónica Ruiz

InSight: Revelando el corazón de Marte

7 Dic 2018
Candidatos, ¿y las propuestas ambientales?
Opinión | Por: Caleb Padilla

Candidatos, ¿y las propuestas ambientales?

7 Dic 2018
Diciembre
Opinión | Por: Gerardo Schönenberg Ávila

Diciembre

28 Nov 2018
Turismo accesible: beneficio para todo un territorio
Opinión | Por: Gerardo Schönenberg Ávila

Turismo accesible: beneficio para todo un territorio