Opinión

5 Sep 2017
Opinión | Por: Caleb Padilla

Rescatemos a la familia

Las cifras cada año son más aterradoras, los datos que se recopilan alrededor del mundo nos alarman por como la violencia, corrupción, delincuencia, abandono, indigencia y la deshumanización van en aumento. Esto nos da la idea que a pesar de los múltiples esfuerzos en el trabajo con la niñez y la juventud, ha sido poco el efecto que han causado para revertirlo, pero hay un pequeño detalle que parece se han olvidado o han querido ignorar.

 

Todos, desde que nacemos, nos vemos rodeados de personas que o bien biológicamente nos dieron la vida o nos adoptaron con la intención de brindarnos un hogar y amor para poder enfrentar la vida. Pero, a veces, no todos entendemos la trascendencia e importancia que tiene esto en la vida de cualquier individuo, es donde aprende los valores, donde forma sus creencias, comportamientos, costumbres y hasta la manera en la que se expresa, por lo que su influencia en la vida de una persona es la máxima y la falta de esta de igual manera le afecta. La “familia” es el organismo más importante para poder enfrentar, o revertir, la tendencia en el aumento de los problemas sociales.

Nuestra constitución dice: “La familia es la base fundamental de la sociedad y tendrá la protección del Estado, quien dictará la legislación necesaria y creará los organismos y servicios apropiados para su integración, bienestar y desarrollo social, cultural y económico.” En papel se le ha dado mucha importancia, pero en la acción parece ser ignorada y se quiere apoyar al individuo, y no impulsar al grupo de individuos que están relacionados con él y que pertenecen al mismo grupo para que como podemos ver el alcance de los esfuerzos serían multiplicados y potenciados por receptores colectivos, y no individuales.

 

Un potenciador o un obstáculo, depende del punto de vista y experiencia de cada persona. Podemos ver el efecto que la familia puede tener en un individuo, por lo que si la familia se vuelve el verdadero centro de los esfuerzos para cambiar una sociedad, el efecto y los resultados podrían verse en menor tiempo y maximizados. Pero, mientras busquemos simplemente no darle el papel protagónico que tiene desde el inicio de la vida humana, nos vamos a chocar contra la misma pared.

 

En la Biblia, la familia fue a quien Dios le encargó la administración de nuestro planeta, no fue solo a un individuo, para una tarea tan compleja solamente la familia podría hacerlo. Esto, en paralelo podemos comprobarlo en nuestro entorno, observando nuestras condiciones personales, experiencias y circunstancias, ¿la relación con mi familia genera algún tipo de efecto positivo o negativo en mi vida?

 

Esta última pregunta nos debemos hacer para respondernos a nosotros mismos la importancia y el papel medular que tiene “la Familia”, estamos conscientes que hay que apoyar, reforzar e impulsar la unidad familiar en todos los niveles; además, potenciar el compromiso familiar de los individuos para multiplicar los esfuerzos por reducir las desigualdades y la cantidad de consecuencias negativas que nuestra sociedad vive a raíz de las disfuncionalidades familiares.

 

“Rescatemos a la familia para mejorar nuestra sociedad y así revertir las cifras negativas que, cada día, nos hacen pensar que la humanidad se conduce a su propio fin”.

21 Sep 2017
Jóvenes trabajando para jóvenes
Opinión | Por: Eduardo Rosales

Jóvenes trabajando para jóvenes

21 Sep 2017
Odio o amor por la patria
Opinión | Por: Gerardo Schönenberg Ávila

Odio o amor por la patria

20 Sep 2017
Medicina natural alternativa ¿Marihuana?
Opinión | Por: Verónica Ruiz

Medicina natural alternativa ¿Marihuana?

19 Sep 2017
Llueve sobre mojado en ARENA y FMLN
Opinión | Por: Mateo Villaherrera

Llueve sobre mojado en ARENA y FMLN