Opinión

3 Oct 2018
Opinión | Por: Erick Hernández

¿Qué hacemos por los niños?

El pasado lunes se celebró el Día del niño en nuestro país, donde se acostumbra a tener celebraciones a lo largo del país para que todos los chicos puedan tener un tiempo de alegría y festejo. Pero, como sociedad, ¿qué valor se le da a los niños y jóvenes en general? En nuestra sociedad se pueden escuchar comentarios de que los niños y jóvenes son el futuro de nuestro país, pero ¿qué se está haciendo para asegurar un mejor futuro?

La educación es la apuesta más importante que debería de hacer un país subdesarrollado para poder mejorar a largo plazo. Actualmente, aquellos países que se atreven a invertir adecuadamente en su sistema educativo son los que están teniendo un mayor crecimiento económico y mayor estabilidad social. La educación y el desarrollo van de la mano, si se mejora un factor el otro, en consecuencia, también.

Sin embargo, se debe adecuar el concepto de educación, porque este no significa solo memorizar y saber repetir la mayor cantidad de cosas posibles. Hoy en día, el desarrollo tecnológico exige y, a la vez, permite un mayor desarrollo de las habilidades humanas, como lo son el razonamiento lógico y socioemocional.

El reto de nuestra sociedad es que todos aprendamos a escuchar sin prejuicios, a pensar críticamente y expresar lo que pensamos y sentimos, además de tener visión, confianza y compromiso para poder superarnos. Todo lo anterior solo es posible si se coloca como centro a la persona, donde el fin de la educación sea que cada persona desarrolle sus habilidades y sea capaz de tomar las mejores decisiones.

Nuestra sociedad vive con el paradigma de que ciertas habilidades, las matemáticas y las ciencias naturales, son mejores que otras, la literatura o las ciencias sociales; cuando en realidad todas deberían valorarse por igual, partiendo del hecho de que todas son esenciales para el desarrollo de una sociedad. Asimismo, debe tenerse en cuenta que unas personas pueden ser mejor para una habilidad en específico y si no se le ponen barreras o limitantes puede tener un gran éxito en esa área. Ya basta de decirle a un niño qué debería hacer o ser, solo si una persona hace aquello que de verdad le apasiona logrará una vida plena y exitosa, lo que conlleva mayor estabilidad y desarrollo social.

Por otro lado, aunque el estado o las instituciones privadas cumplan el papel de brindar una educación adecuada, no se sale de nada si los niños no aprenden valores en su hogar o sufren problemas desde pequeños que les afecte en su desarrollo académico o los lleve a tomar malas decisiones. Los problemas sociales más graves como la pobreza y la violencia surgen por problemas familiares: desintegración familiar, peleas intrafamiliares, abandono infantil, falta de un cuido apropiado o educación temprana, entre otros.

Mientras no se empleen soluciones para aquellos problemas sociales que afectan y perturban el desarrollo adecuado de los niños, seguirá siendo complicado superarnos como sociedad. Si bien estos problemas estructurales resultan muy complejos y complicados de solucionar, después de un adecuado análisis se puede generar un plan de acción que permita iniciar cambios que rompan el ciclo problemático que viene desde años atrás, enfocándose en los más pequeños; ya que son estos quienes tienen mayor posibilidad de cambiar y tener una visión diferente que permita, con el tiempo, tener una mejor sociedad y un mejor país.

“El trato que se le da a los niños es el que ellos luego darán a la sociedad.”

Karl Menninger

7 Dic 2018
InSight: Revelando el corazón de Marte
Opinión | Por: Verónica Ruiz

InSight: Revelando el corazón de Marte

7 Dic 2018
Candidatos, ¿y las propuestas ambientales?
Opinión | Por: Caleb Padilla

Candidatos, ¿y las propuestas ambientales?

7 Dic 2018
Diciembre
Opinión | Por: Gerardo Schönenberg Ávila

Diciembre

28 Nov 2018
Turismo accesible: beneficio para todo un territorio
Opinión | Por: Gerardo Schönenberg Ávila

Turismo accesible: beneficio para todo un territorio