Opinión

27 Ene 2017
Opinión | Por: Óscar Melgar

Necesitamos ser agentes de cambio

El año 2017 espera ser un año de muchos cambios a nivel internacional, pero también nacional. Este año se cumplen 25 años de la firma de los Acuerdos de Paz de 1992, que pusieron fin a doce años de conflicto armado en El Salvador. Esta debe ser la oportunidad perfecta para construir nuevos acuerdos que nos lleven a hacer acciones concretas para mejorar la vida de todos los que estamos fuera y dentro del país. El 2017 debe ser un año para reflexionar y para transformar.

A simple vista cambiar la situación o el rumbo del país parece difícil, pero no imposible. Sin embargo, ¿qué estamos haciendo para cambiar esa situación? Existirán muchas opiniones que dirán que quizás parezca una idea utópica y poco práctica ¿cuánto tiempo más tendremos que esperar para tener un país próspero y seguro? ¿De quién depende? Y ¿qué podemos hacer?

Cada vez más es mayor la desmotivación y la falta de resultados positivos de nuestros partidos políticos en la construcción de acuerdos que mejoren al país, parece ser que cada día se reparten más la riqueza que queda por su interés en particular. En las redes sociales los comentarios negativos, las quejas y las ofensas inundan los espacios. Las opiniones de rechazo son elevadas y, sin duda alguna, hablar de los llamados memes o figuras graciosas que se vuelven virales en la red son motivo de risa para muchos, pero ¿qué impacto tienen? Parece que ninguno.

¿Cuántos funcionarios públicos que viven como reyes son expuestos en las redes y aun así siguen su vida normal? ¿Cuántos salvadoreños siguen saliendo del país por violencia, inseguridad y amenazas de pandillas? ¿Cuántos salen por la búsqueda de mejores salarios? No cabe duda, que poco o nada podemos hacer si nuestras acciones se resumen a exigir respeto de nuestros funcionarios por las redes sociales. Es necesario que, empecemos a exigir el respeto que merecemos de todos nuestros funcionarios públicos por otros medios, que ejerzamos mayor presión y que los mantengamos controlados.

Los salvadoreños somos personas emprendedoras, trabajadoras y amigables. Aspectos que son poco comentados por los medios de comunicación, tanto nacionales como internacionales; por ello, es necesario que empecemos a cambiar esta situación de diversas maneras. Hay que contar lo bueno que se hace porque cosas buenas también pasan en El Salvador.

Necesitamos construir acuerdos formales, aceptarnos y escucharnos los unos a los otros. Necesitamos urgentemente hacerlo. Cada día que pasa es una oportunidad perdida, que hace que muchos de nuestros compatriotas se expongan a muchos peligros fuera de nuestras fronteras, niños, niñas, adolescentes, hombres y mujeres. No es un trabajo fácil, ni tampoco deseable, pero es necesario construir un país próspero y que brinde a sus ciudadanos las oportunidades para todas las etapas de su vida.

No es justo que sigamos esperando tener un país y que no hagamos nada para tenerlo. Empezamos desde casa, en la escuela, la iglesia, con nuestros amigos, nuestra comunidad y el trabajo. Nadie puede salvar al mundo entero, pero debemos hacer esas transformaciones desde nuestras propias trincheras.

7 Dic 2018
InSight: Revelando el corazón de Marte
Opinión | Por: Verónica Ruiz

InSight: Revelando el corazón de Marte

7 Dic 2018
Candidatos, ¿y las propuestas ambientales?
Opinión | Por: Caleb Padilla

Candidatos, ¿y las propuestas ambientales?

7 Dic 2018
Diciembre
Opinión | Por: Gerardo Schönenberg Ávila

Diciembre

28 Nov 2018
Turismo accesible: beneficio para todo un territorio
Opinión | Por: Gerardo Schönenberg Ávila

Turismo accesible: beneficio para todo un territorio