Opinión

20 Jul 2018
Opinión | Por: Juan Carlos Menjívar

Los buenos valores cristianos

Once artículos fueron necesarios para poner a temblar a todos los buenos cristianos salvadoreños. Un grupo de depravados traidores de la patria intentaron traer al debate la horripilante educación sexual; se imaginan ustedes que nuestros niños escuchen en las escuelas las consecuencias de utilizar sus órganos sexuales. Es simplemente inconcebible y aberrante, estoy sorprendido de la inmoralidad a la que ha caído el pueblo salvadoreño al impulsar tales delitos contra la naturaleza humana. Estoy sumamente agradecido con nuestra Asamblea Legislativa por haberlo enviado al archivo, y esperemos que ahí se quede. Nos hemos convertido en una sociedad sin valores ni principios morales, mis valores y mis principios.

Nosotros defenderemos el derecho de los padres de educar a sus hijos en los buenos valores cristianos, esos que han caracterizado el progreso de El Salvador, esos que han asegurado un futuro digno para nuestros hijos. Porque está comprobado que los buenos valores cristianos son el único camino para continuar dentro de la senda de nuestro señor. Ya estoy cansado de ver como esos “progres” intentan adoctrinar a los hijos de otras personas. Ya estoy cansado de ver cómo propagan el pecado donde quieran que vayan.

Los padres son los únicos que pueden determinar qué es correcto o no para el futuro de sus hijos, siempre y cuando se adecuen a los buenos valores cristianos. No importa que El Salvador sufra un grave problema de pobreza y densidad demográfica, no importa ver pobres con más de 5 hijos mendigando en las calles, Dios les ha dado el derecho de reproducirse y defenderé con uñas y diente su derecho a no saber cómo usar un condón.

No permitiremos que los “progres” utilicen a nuestros niños para fomentar la ideología de género, aplaudimos de pie los esfuerzos realizados por estudiantes de colegios privados en el pasado mes de abril donde continuamos con la lucha en la Asamblea Legislativa para prevenir la matanza de bebes que representaría la despenalización del aborto. Esos estudiantes de colegios privados, que en su gran mayoría eran menores de edad, eran las que más gritaban y defendían los buenos valores cristianos.

El pueblo está consciente que no se puede permitir formar a los jóvenes, desde temprana edad, en temas relacionados con la afectividad y sexualidad. No se debe educar sobre la voluntad y la administración responsable de su libertad sexual. No podemos aceptar poner en peligro su infancia con temas que es mejor que lo descubran por si solos cuando llegue el momento adecuado, ellos tienen derecho a ignorar todo lo que tenga que ver con su cuerpo y su metabolismo. Además no es necesario reforzar esos sucios temas, actualmente la LEPINA ya regula eso, y confirma el derecho de los padres, lo que sumándole el esfuerzo actual del Gobierno ha dejado como resultados que todos los embarazos en menores de edad sean cumpliendo con los buenos valores cristianos.

16 Oct 2018
Combinar la política y los desastres, no falla
Opinión | Por: Karen López

Combinar la política y los desastres, no falla

12 Oct 2018
Herencia de San Romero al país y para el mundo
Opinión | Por: Gerardo Schönenberg Ávila

Herencia de San Romero al país y para el mundo

10 Oct 2018
Alfred Nobel
Opinión | Por: Verónica Ruiz

Alfred Nobel

3 Oct 2018
¿Qué hacemos por los niños?
Opinión | Por: Erick Hernández

¿Qué hacemos por los niños?