Opinión

30 Mar 2018
Opinión | Por: Juan Carlos Menjívar

La Sala de lo Constitucional de ahora

Uno de los temas más comentado por parte de los, en su momento candidatos, a diputados era la elección de los magistrados a la Corte Suprema de Justicia, en específico de aquellos elegidos para la Sala de lo Constitucional. La conformación de esta Sala podría afectar la gobernabilidad en los próximos nueve años, e influenciados por el trabajo, catalogado como excelente por parte del pueblo y decente por parte de los juristas, de la actual Sala hablaban de defender una independencia e imparcialidad de los magistrados a toda costa.

De una forma inédita el proceso de selección del candidatos a magistrados ha entrado al ojo público, desde la selección de los candidatos por parte de FEDAES, por medio de elección popular, hasta las entrevistas que ha realizado el Consejo Nacional de la Judicatura a sus candidatos,  han pasado al interés del pueblo y no sólo de los círculos más altos del país, y de forma general puede verse un temor a perder el “progreso” que la actual Sala ha significado.

El gran enemigo de los gobiernos del FMLN no ha sido, ni remotamente, la derecha, al menos no la derecha política. El FMLN ha visto como algunos de sus más grandes proyectos han caído bajo el peso de una sentencia y sus autoridades gubernamentales han tenido que soportar los grandes cambios que ha forzado un simple fallo. No legislativamente hablando ha existido el típico cabildeo nada fuera de lo normal, su terror y sus némesis ha estado en la mente de cinco personas que han buscado aplicar la Constitución bajo la forma que ellos la entienden, y del árbol caído todos hacen leña.

El FMLN tuvo que bailar con la más fea, una Sala de lo Constitucional más activa y buscando un mayor protagonismo del que históricamente ha tenido, su víctima fue el Gobierno. Tiene sentencias jurídicamente cuestionables y una práctica no muy ética sobre el uso tiempo, pero a los ojos de la derecha cumplía con su papel. Lo interesante son los supuestos, como ¿Qué hubiera pasado si hubiera gobernado ARENA?

Las antiguas Salas de lo Constitucional pasaban sin pena, ni gloria en los gobiernos de ARENA, no eran ningún obstáculo en la implementación de sus políticas públicas y la elección de sus miembros tampoco eran de sumo interés como el de ahora. Con una nueva legislatura donde el peso de la izquierda será poco o nulo en la toma de decisiones, el pensar que de nuevo tendríamos una Sala pasiva y permisiva con los proyectos que pueda crear la derecha, ya sea en el legislativo o en el ejecutivo, es preocupante, se necesita un balance, demasiado poder jamás es bueno.

Esperemos que esos candidatos que pregonaban por una elección independiente e imparcial en el seno del legislativo se mantengan con la misma línea de pensamiento, y que los candidatos del CEJ no sean aquellos con mayor preferencia. Para mí, el CEJ tiene tanta o más vinculación partidaria que UNAJUD.

19 Sep 2018
Un compromiso a largo plazo
Opinión | Por: Erick Hernández

Un compromiso a largo plazo

19 Sep 2018
Los colores del cambio
Opinión | Por: Juan Carlos Menjívar

Los colores del cambio

17 Sep 2018
Protagonismo offline en nuestra región
Opinión | Por: Karen Vargas

Protagonismo offline en nuestra región

14 Sep 2018
Independencia ambiental
Opinión | Por: Caleb Padilla

Independencia ambiental