Entrevistas

30 Mar 2017
Entrevistas | Por: Redacción

“El teatro me salvó la vida” -Egly Larreynaga

Egly Larreynaga, directora y actriz de teatro, nos cuenta cómo es desempeñarse en las artes escénicas en El Salvador, sus proyectos, motivaciones y sueños. Nos comparte cómo es la vida de los artistas y cómo es que cada uno de nosotros puede aportar un granito de arena al país, haciendo lo que le gusta, para lo que nació. Para ella, el teatro.

Posiblemente la conozcan por su extensa participación y dirección en La Cachada Teatro o en el Teatro del Azoro; sin embargo, Egly cuenta con una larga trayectoria internacional en las artes escénicas; por otro lado, ahora a nuestra entrevistada ya no le cuesta decir que es directora de teatro y no solamente una actriz.

¿Cómo fue que Egly nació en el teatro? ¿Cómo despertó esa vocación?

Empecé en teatro a los 19 años y a raíz de ahí intenté buscar formación. En talleres con la compañía “Sol del Río”, que era muy emblemática y a partir de ahí ya nunca más pude dejar el teatro. El teatro para mí fue como la forma que encontré de expresarme, desde que lo conocí me ayudó mucho, me salvó la vida.

¿Tuvo algunos obstáculos para poder ser directora de teatro en El Salvador?

Sí, bueno, primero en El Salvador, no hay muchas mujeres directoras. Ahora ya hay más. Eso, por un lado, de hecho, una compañera del Teatro del Azoro, decía que le costaba que una mujer la dirigiera y una mujer muy cercana a su edad. Y me lo dijo como compañera y amiga. Por otro lado, la formación; acá no existe. Esa que hay para actuar es bastante floja y para dirección no hay, entonces, esa es una limitante. Yo tuve la oportunidad de que migré y estuve siete años en España, y busqué formación en otros lugares por mis propios medios.

¿Qué pasó por su mente al crear el Teatro del Azoro?

Yo volví aquí a El Salvador en 2011, a hacer un documental con una cineasta salvadoreña, Marcela Zamora e hice un trabajo con niños por cuatro meses, pero esa experiencia fue muy intensa. Estando en ese proceso, yo tenía unas amigas que hacían teatro, empezamos con pequeñas cosas y de pronto eso fue como tomando forma. Yo les dije que quería probar hacer una obra basada en una crónica de un periódico, El Faro y me dijeron que sí, ahí empezamos la aventura. Son mis amigas y cómplices, que nos encontramos en una visión del teatro y que le hemos echado ganas todos estos años. Fue en 2012 que se estrenó la obra más grande, “Los Más Solos”.

¿Y dónde entra en panorama La Cachada Teatro?

La Cachada fue justo en la misma fecha que el Teatro del Azoro. Cuando yo vine aquí e hice el documental se me ocurrió hacer un paralelo con experiencias que tenía y en este caso fue como un experimento. Yo leí un libro que se llama “Las mujeres que nadie amó”, que cuenta la historia de ocho mujeres de Mejicanos que hizo CINDE, una organización que trabaja en Mejicanos, y entonces me les acerqué y les ofrecí un taller de teatro para mujeres. En un principio, no creían que funcionara porque ellas tendrían que dejar de vender para poder realizar el proyecto.

Usted cree que el teatro relata y hace que lo cotidiano se vuelva extraordinario ¿por qué?

La realidad la vemos muchas veces en la calle, semáforos, mercado e, incluso, en casa. Y está ahí, siempre ha estado presente; sin embargo, cuando se han presentado, el impacto que causa en la gente es increíble. Esa cotidianidad deja de serlo y te sorprende. A veces, La Cachada Teatro es un balde de agua fría, pero está ahí, sólo bastaba con bajar la mirada y preguntarle a una mujer.

Yo soy hija de la guerra, pero no estoy de acuerdo en esa lucha. No es mi lucha. Para mí, el arte es una herramienta muy poderosa de transformación social. Va más allá del entretenimiento, transciende a más y mi arma es el teatro, lo que yo sé hacer. Intentar mejorar esto, aunque no sé si lo lograré, pero lo intento.

 

TIRO AL PLATO

Cultura Salvadoreña: Violenta

El Salvador: Me duele El Salvador

Juventud Salvadoreña: Esperanza

 

 

¿Cree que el machismo le impide realizar su trabajo?

En algunas ocasiones sí lo ha hecho, pero siento aunque falta por caminar en ese terreno, hay una apertura. Recuerdo que invité a unos de mis colegas a ver un ensayo, y me dijo “no me invités a ver ensayos, invítame a dirigirlos”; y yo le dije “¡Púchica vos! Déjame dirigir un poquito, yo también quiero”. Por otro lado, nos han criticado que nosotras no queremos trabajar con hombres y no es cierto, trabajamos con hombres que quieran trabajar. Nosotras nos hemos adaptado.

Y en el teatro salvadoreño nos gustaría saber ¿a quiénes admiras?

A mis compañeras del Teatro del Azoro. A Alejandra Velazco, una actriz joven que también está dirigiendo y ha ganado el Premio Revelación dos veces. También a TNT, Tiempos Nuevos Teatro, y a su director, Julio Monge; ellos trabajan en Chalatenango y lo que han hecho es maravilloso, son increíbles. Julio es bien osado, pero lo logró y lo que ha hecho ahí, trabajando con los jóvenes es impresionante. Él trabaja en la parte social, tanto así que nosotras hicimos un proyecto con ellos, trabajan con las cárceles, y La Cachada Teatro se presentó en la cárcel de mujeres.

¿Qué cree que los espectadores se llevan con cada una de sus obras?

Creo se van conmovidos. Les hace pensar cosas con casi todas las obras que hemos hecho. En el caso concreto del Teatro del Azoro, nosotras hemos “azorado” aquí y en los otros lados a los que hemos ido. Con la Cachada es una bofetada de realidad, pero también es un grito de esperanza, donde se demuestra que se puede cambiar. Que las personas tienen una oportunidad y se ha convertido en arma de empoderamiento para ellas.

¿Han tenido problemas para presentar sus obras acá en El Salvador?

Sí, digamos que es un tema delicado. Nos han dado espacio, aunque nos ha costado. Y le ha costado más a La Cachada, incluso el reconocimiento dentro del mismo gremio, porque vienen de donde vienen. De hecho, el gremio de teatro las ha ido a ver bien poco a ellas.

Tienen una campaña de crowdfounding ¿de qué trata?

Consiste en un sueño. La idea de esto es que podamos hacer una gira de presentaciones, en comunidades digamos, donde La Cachada se pueda ver no solamente cuando nos contraten. Y lograr hacer nuestra tercera obra, que va a hablar sobre abusos sexuales.

La tercera obra surge a raíz de que nos damos cuenta que todas, incluida yo, hemos sufrido abusos sexuales. Y que este país es el paraíso de los abusadores. Surge de una necesidad y queremos hacer de una obra, ya en este caso, que La Cachada de artísticamente otro paso más.

Sabé más de la campaña de la Cachada Teatro.

¿Qué les aconsejaría a los jóvenes que quieren involucrarse en el mundo del teatro?

Yo creo que el teatro en sí es maravilloso y les recomiendo que se animen en hacerlo, que aquí hacer teatro es un acto osado, tanto para hombres como para mujeres. Yo animo a que sí se hace, cuesta, pero hay espacios. Y si no los hay, hay que inventarlos.

No hay que esperar las condiciones ideales, si yo me espero, no empiezo a hacer teatro. Yo animo a que busquemos esos espacios, que los exijamos, al Estado, a la Secretaría de Cultura y a las organizaciones. Ha habido un avance, pero aún queda mucho por hacer. Esto no lo ha hecho el Estado, ni la sociedad porque no les importa apoyar el arte.

28 Nov 2017
“Tengo esperanza en El Salvador y espero que muchos quieran quedarse aquí”– Carmen Aida Lazo, economista y decana en la ESEN
Entrevistas | Por: Redacción

“Tengo esperanza en El Salvador y espero que muchos quieran quedarse aquí”– Carmen Aida Lazo, economista y decana en la ESEN

14 Nov 2017
“Los jóvenes tienen que ser valientes para sacudir el piso, deben ser valientes en expresar sus opiniones”- Alexandra de Sola, empresaria y Vp. de Voces Vitales El Salvador
Entrevistas | Por: Redacción

“Los jóvenes tienen que ser valientes para sacudir el piso, deben ser valientes en expresar sus opiniones”- Alexandra de Sola, empresaria y Vp. de Voces Vitales El Salvador

25 Oct 2017
“El FMLN ha sido un mal gobierno y ARENA una pésima oposición” – Marvin Galeas, escritor y analista político
Entrevistas | Por: Redacción

“El FMLN ha sido un mal gobierno y ARENA una pésima oposición” – Marvin Galeas, escritor y analista político

20 Oct 2017
“Tenía ahí mi peluca, me la puse, me arreglé y me sentí mucho mejor”- Tengo 21 años y tengo cáncer
Entrevistas | Por: Redacción

“Tenía ahí mi peluca, me la puse, me arreglé y me sentí mucho mejor”- Tengo 21 años y tengo cáncer