Editorial

30 Dic 2015
Editorial | Por: Redacción

Nuestros deseos para que el 2016 sea un mejor año

El año que está por iniciar debe ser mejor para El Salvador. Aspiremos a crear una sociedad más equitativa, justa, empática y preocupada por sus hermanos. Solo con unidad y trabajo en equipo se pueden hacer grandes transformaciones.

El 2015 pasará a la historia salvadoreña por diversas razones, tanto buenas como malas o desagradables. Aunque quisiéramos que en nuestro país todo pintara para bien, vivimos en uno de los países más violento del mundo, según diversos organismos como la ONU y el Observatorio Venezolano de la Violencia. Este año que cerramos ha sido uno de los más criminales para El Salvador, sobrepasando cifras de muertos que desde la guerra civil no se sabían. Por ello, esta es nuestra lista de deseos para el próximo año. ¿Qué otras cosas agregarías?

Ya es sabido por todos que los homicidios se fueron al alza en casi todos los meses de este año, siendo agosto el más violento de la historia reciente del país. Por eso, uno de los anhelos más urgentes es que las cifras de muertes violentas disminuyan y que las autoridades accionen de una vez por todas para garantizar la seguridad ciudadana, uno de los derechos de todo ciudadano y la Constitución de la República describe como una de las obligaciones del Estado.

Asimismo, deseamos que los políticos y líderes salvadoreños trabajan de una buena vez a favor de los ciudadanos y de quienes les dieron el voto de confianza en las elecciones que se realizaron en marzo de 2015. Tanto diputados como alcaldes, y el mismo presidente de la República, deben preocuparse menos por viajes, lujos, gastos excesivos, camionetas blindadas y motines de seguridad y centrarse más en las necesidades de las mayorías, de quienes están desempleados o están teniendo una educación deficiente, una atención en salud negligente y sin medicamentos. Es tiempo de que el gobierno comience a cumplir con sus deberes y se ponga manos a la obra. Ante esto, una política de austeridad que abarque a los tres poderes del Estado y se respete, se vuelve urgente para empezar a dar muestras de verdaderos cambios.

Para el 2016 deseamos que la burocracia sea menor para quienes aspiran a legalizar sus proyectos o para los inversionistas que quieren ingresar al país y crear muchos empleos que tanta falta le hace a El Salvador. También esperamos que la empresa privada siga apoyando a los salvadoreños, a través de la generación de empleos, estabilidad y buenas prestaciones, pues el capital humano es el principal recurso de toda entidad.

Que la economía crezca, la justicia comience a aplicarse a todos por igual y que todos los casos de corrupción que este año se ventilaron no queden en el limbo. Urgimos de buenos jueces, un fiscal general a la altura de lo que necesitamos y líderes políticos y empresariales visionarios, en unidad, que apoyen el consenso y el disenso. No podemos seguir en un país dividido, ya que ante todo somos salvadoreños antes que de izquierda o derecha, rico o pobre, patrono o empleado. Todos merecemos un país mejor y solo con trabajo en equipo podremos lograrlo.

6 Ene 2016
Ya basta de ser un país violento, pongámonos manos a la obra
Editorial | Por: Redacción

Ya basta de ser un país violento, pongámonos manos a la obra

9 Dic 2015
Venezuela respira nuevos aires
Editorial | Por: Redacción

Venezuela respira nuevos aires

3 Nov 2015
No más impuestos, sino acciones concretas
Editorial | Por: Redacción

No más impuestos, sino acciones concretas

7 Oct 2015
Cada vez se vuelve más necesario investigar a los funcionarios públicos
Editorial | Por: Redacción

Cada vez se vuelve más necesario investigar a los funcionarios públicos