Colaboradores

25 Jun 2017
Colaboradores | Por: Karen Rivas

Todo porque “no sabía qué hacer”

El precio de cada rollo de papel higiénico oscila entre los $0.65 centavos a $1.20; el precio del shampoo cambia según la calidad; el valor de una libra de pollo pasa de $1.50 dólares y el costo de los medicamentos varía, según la enfermedad que se busque sanar.

Los padres tienen la obligación de brindarles a sus hijos salud, educación y recreación, pero todo tiene un costo monetario. El salario mínimo oficial del país es de $300 dólares, y evaluando los gastos, mucho menos de lo que se necesita para poder mantener a una familia.

Independientemente la edad de que tenga quien decida procrear hijos, debe asumir una responsabilidad enorme, esa que es educar un ser para que sea productivo en un futuro. Que no se convierta en un “nini” o un delincuente.

Muchos adolescentes, año con año, se suman a la estadística del embarazo precoz. Para el MINSAL, durante el año 2015, todos los días hubo 69 embarazos; es decir, cerca de tres adolescentes embarazadas por hora.

Si los padres con el sueldo mínimo se ven limitados a brindarle a un hijo los recursos necesarios para que pueda tener una vida digna, es de suponer que un adolescente desempleado enfrentará mayor dificultad. Y es entonces que, en muchos casos, son los padres quienes ayudan a criar al integrante nuevo y no planificado en la familia.

En una relación juvenil no debería existir la necesidad de duplicarse, mucho menos sabiendo que no se cuenta con la solvencia económica para pagar todo lo que una familia necesita, o los que un padre debe costearle a un hijo.

Sabiendo esto, entonces ¿Por qué es que los embarazos no planificados incrementan?

Queremos ver un “mejor El Salvador”, mejoremos primero la mente de quienes habitan en el país. Padres que duermen, día a día, bajo el mismo techo de sus hijos oriéntelos y eviten que sus hijos se limiten bajo escusas como “no sabía qué hacer”.

La adolescencia, la juventud es el momento justo cuando las hormonas están a flor de piel, pero eso no deben ser la excusa de traer nuevos seres a sufrir a la Tierra a limitarlos con el salario mínimo; traer nuevos seres a sufrir por pasar consulta en el ISSS; a vivir en hogares en zonas de conflicto entre pandillas; a ser parte las estadísticas de desintegración familiar o peor maltrato infantil.

Jóvenes ¿Qué tan caro es un condón? ¿Qué tan cara es una inyección? En verdad, es tan barata la planificación si se compara con el precio de los pañales, la leche, la mensualidad del colegio, en sí para el costo de una vida. Porque al final, el precio de la vida no lo podemos limitar a un signo de dólar.

15 Jul 2018
Reciclemos, pero no políticos
Colaboradores | Por: Ludwin Arévalo

Reciclemos, pero no políticos

14 Jul 2018
Las consecuencias de nuestras malas decisiones
Colaboradores | Por: Vladimir Velásquez

Las consecuencias de nuestras malas decisiones

10 Jul 2018
La Verdadera Pobreza de El Salvador: ¡La falta de Empatía!
Colaboradores | Por: Alexandra de Sola

La Verdadera Pobreza de El Salvador: ¡La falta de Empatía!

8 Jul 2018
La herencia constitucional de la Sala saliente
Colaboradores | Por: Ricardo Quijano

La herencia constitucional de la Sala saliente