Colaboradores

24 Ago 2013
Colaboradores | Por: Héctor Silva Hernández

El Periodismo: nuestro Cuarto Poder

El Washington Post, uno de los periódicos más prominentes de los Estados Unidos, anunció recientemente su venta por 250 millones de dólares al magnate de la informática, dueño de Amazon.com, Jeff Bezos. La venta del legendario periódico estadounidense nos recuerda que las preguntas relacionadas al futuro del periodismo impreso en el mundo siguen pendientes.   

El Washington Post no es el primer gran ícono de la prensa escrita que es vendido por sus dueños originales. Los Angeles Times y el Wall Street Journal también fueron vendidos a otras empresas por sus familias fundadoras. Los motivos de dichas ventas varían poco y casi todas coinciden en la falta de prosperidad financiera que tiene la prensa escrita.

A partir de estos acontecimientos, es justo decir que el periodismo está en medio de un replanteamiento constante. Muchos periódicos han dejado de ser impresos y se han digitalizado totalmente por falta de recursos. Duros golpes financieros han provocado el despido masivo de periodistas, la disminución de la calidad en sus publicaciones, el cierre de revistas y de aquellos suplementos dominicales que uno tanto disfruta con una taza de café.

Todas estas circunstancias, poco a poco, han ido cambiando nuestra noción de los medios impresos, los cuales a pesar de las crisis han evolucionado. Se han reformado, pero no han muerto, ni morirán nunca. Argumentar que los medios impresos están en decadencia porque el periodismo es una profesión mal pagada o porque es un negocio que carece de rentabilidad financiera, me parece fuera de lugar. Dudo mucho que ser rico sea el objetivo de una persona envuelta de fondo en el periodismo. Los periódicos nunca han sido negocios rentables y esto ha sido así siempre.

Los medios digitales como este, El Faro. Net y ContraPunto, en El Salvador, o como el Huffington Post en Estados Unidos, cumplen con su labor informativa, tienen su propia agenda, desarrollan periodismo de profundidad y le dan una nueva ruta al periodismo cuando los medios impresos aparentemente sucumben. Sin embargo, considero que en nuestros países siguen siendo los medios impresos quienes conservan la capacidad de circulación masiva y es a través del periódico impreso que todos los estratos sociales tienen acceso a un retrato diario de la realidad nacional, cualquiera que esta sea.

Debo aclarar que a pesar de las diferencias en sus capacidades de difusión, tanto la prensa digital como la impresa, son elementales para el desarrollo de sociedades democráticas que gozan de una opinión pública con criterio.

El sociólogo francés, Michael Foucault, decía en su análisis del concepto que “el poder no es una institución ni una estructura, o cierta fuerza con la que están investidas determinadas personas; es el nombre dado a una compleja relación estratégica en una sociedad dada.” El periodismo es una pieza clave en esta relación que mantiene a nuestras sociedades vivas y estables. En ocasiones llamado el cuarto órgano del Estado, el periodismo nos permite balancear poderes y llevar justicia a lugares donde esta no puede llegar por sí sola. 

21 May 2017
Un minuto puede cambiarte la vida
Colaboradores | Por: Diana García

Un minuto puede cambiarte la vida

21 May 2017
Los padres de la Patria
Colaboradores | Por: Karen Rivas

Los padres de la Patria

20 May 2017
¿También te molesta?
Colaboradores | Por: Benjamin Marcía

¿También te molesta?

20 May 2017
La escuela de las pandillas
Colaboradores | Por: Diana Chavéz

La escuela de las pandillas