Colaboradores

19 May 2018
Colaboradores | Por: Ricardo Quijano

Cuatro preguntas incómodas

Este pasado mes de abril y los días que llevamos de mayo, nuestro país ha sido testigo de numerosas noticias que han acaparado la atención pública; ya sea, por lo dramático de las mismas; la sensación de impotencia ante la violencia; o un sentimiento de indignación ante la actuación de los políticos nacionales. Es por ello que, me surgen algunas preguntas ante como se dieron determinadas situaciones.

¿La justicia te responde dependiendo quién eres?

Esta pregunta surge en virtud de cómo se dio el caso de Karla Turcios. Fue muy buena la actuación de la Fiscalía y de la PNC, utilizaron herramientas técnicas, cámaras de televisión, ubicación de teléfonos móviles por medio de GPS; y así, en un lapso de 10 días tenían un caso sólido en contra del acusado. La pregunta que se le vino a la mente a muchas personas fue ¿en todos los casos actúan de esta manera? Evidentemente la respuesta es no. Lamentablemente, los casos de feminicidio y, en general, de violencia contra la mujer han ido en aumento; cada semana escuchamos que hubo un nuevo crimen de este tipo.

¿Qué significa para ustedes ser funcionarios públicos, señores diputados?

La población en general ha manifestado su indignación ante los “privilegios” que están gozando los diputados, tanto de la anterior como de esta legislatura en la Asamblea Legislativa. Escuchar que quieren construir un nuevo edificio porque el actual es indigno para sus labores; salir en televisión argumentando que su salario es el más bajo en Latinoamérica (cosa que es absolutamente falso); lograr que los candidatos no elegidos por los salvadoreños entren a la planilla de la fracción del partido en la Asamblea Legislativa como “asesores”. Les pregunto ¿es eso lo que significa ser diputado para ustedes? ¿Ustedes ven el cargo como una manera de vivir sin el mayor esfuerzo a costa de los salvadoreños?

¿Es necesario ser irrespetuoso, hablar verdades a medias y actuar de manera prepotente para que la población te considere un buen candidato o funcionario público?

Si bien parte de esta pregunta va en la misma línea que la anterior, no deja de ser muy importante preguntarnos si una persona necesita efectuar una serie de actos que muestren su capacidad de oratoria para ser irreverentes e irrespetuosos. El mejor ejemplo es el ex alcalde de San Salvador, que constantemente utiliza una táctica que en su momento utilizó Mauricio Funes. Aprovecharse de situaciones para atacar a la clase política para que de esa forma lograr adeptos y simpatizantes que consideren que el hecho de encararse con los actores políticos es la manera de lograr algún tipo de avance para El Salvador. ¿No cree que sea mejor trabajar para unificar al país en vez de crear un fanatismo desenfrenado en las redes sociales?

¿Cuál es nuestra responsabilidad ante todo lo anterior?

Todos los escenarios que se han planteado nos indican que hay mucho por lo que debemos trabajar, es necesario recordar que ya estamos heredando este El Salvador; y, precisamente somos nosotros los que vamos a ver de primera mano los resultados de las actuales gestiones. Vamos a ser responsables de quiénes están gobernando a nuestro país y, sobretodo, vamos a ser los responsables de lo que heredemos a las próximas generaciones; empecemos a construir un El Salvador diferente.

15 Jul 2018
Reciclemos, pero no políticos
Colaboradores | Por: Ludwin Arévalo

Reciclemos, pero no políticos

14 Jul 2018
Las consecuencias de nuestras malas decisiones
Colaboradores | Por: Vladimir Velásquez

Las consecuencias de nuestras malas decisiones

10 Jul 2018
La Verdadera Pobreza de El Salvador: ¡La falta de Empatía!
Colaboradores | Por: Alexandra de Sola

La Verdadera Pobreza de El Salvador: ¡La falta de Empatía!

8 Jul 2018
La herencia constitucional de la Sala saliente
Colaboradores | Por: Ricardo Quijano

La herencia constitucional de la Sala saliente